Logo Discusoscar

Cría del Disco

Desde esta Web intentare explicaros que criar Discos, no es tan difícil como muchos puedan llegar a pensar, tan solo hay que seguir algunos aspectos que sí que creo que son importantes y que podemos ir viendo en este menú de la izquierda.

Pareja de Cobaltos

 

Lo haré desde mi propio punto de vista, mis experiencias en mi instalación y sin tener conocimientos ni de físicas ni químicas del agua de ningún tipo. Con lo que pido perdón si algún comentario al respecto no se ajusta a la realidad. Son únicamente años de experiencias manteniendo y criando Discos.

     El Disco tiene fama de ser un pez delicado, difícil de mantener y desde luego llegar a criarlo, pero en mi opinión, es todo lo contrario. Como quien dice, he tenido más problemas con los Neones que con los Discos. Cuando empecé a criar Discos, éramos unos cuantos aficionados a la cría de este pez que a través de Internet y foros del tema, contrastábamos e intercambiábamos opiniones y comentarios. Desde aquí quisiera mandarles un saludo a todos ellos.

Veréis que no hablo de las enfermedades y de sus tratamientos, ya que como digo yo siempre, "por suerte o por desgracia", es el tema que menos conozco ya que nunca he tenido serios problemas con esto. No sé si será por mi manía en las cuarentenas, en limpiarme bien las manos al pasar de un acuario a otro, en tener cada acuario filtros individuales o incluso su propia probeta de analizar el agua, pero nunca tuve serios problemas con las enfermedades, con lo cual prefiero no aconsejaros en este ámbito.

Llegar a criar a este precioso pez es sin duda bastante fácil. Hoy en día ya son muchos los aficionados a este mundo que han llegado a criarlo y la verdad, la experiencia bien merece la pena. Que deciros de la reproducción del Disco, que he visto cantidad de veces y nunca me cansaré de verlo. El cortejo, las reverencias que se hacen entre ellos, los típicos temblores, la puesta y fertilización de los huevos, el cuidado de estos y posteriormente el de las crías cuando estas todavía están "enganchadas" en el lugar de puesta y finalmente como no, cuando salen a “volar” y empiezan a comer de esa nutritiva y excelente mucosa segregada por los padres. Particularmente es el momento que más me gusta, pero es mejor no molestarlos esas primeras horas.

 

 

 

© Página construida por Óscar Matarín Aguilar